Aplicaciones de los imanes inyectados en el sector de la automoción

Los imanes inyectados son una solución versátil e innovadora para crear diseños de piezas magnéticas con formas y características a demanda del cliente. Se elaboran definiendo una mezcla de materiales magnéticos como; samario cobalto, neodimio, estroncio o carbonato de bario, la cual debe proporcionar la capacidad de atracción magnética, inducción residual y campo coercitivo que el cliente ha solicitado. Los materiales que se utilizan en este proceso industrial deben pulverizarse en partículas muy pequeñas, generalmente de un tamaño inferior a los 15 micrómetros, para ser mezclados después con un polímero termoplástico y ser inyectados en moldes, dando lugar a las piezas. El resultado es un elemento magnético personalizado de una gran solidez mecánica y tolerancias dimensionales muy reducidas, propias de imanes de neodimio o samario cobalto.


Imanes para automoción más ligeros para afrontar nuevos retos


La industria del automóvil se muestra cada vez más implicada con la exigencia constante de producir vehículos más seguros, avanzados y ecológicos. Para lograr este objetivo, se necesita disponer de materiales robustos y ligeros, capaces de ofrecer fiabilidad mecánica y estructural al vehículo y al mismo tiempo permitir una reducción el peso para conseguir mejorar sus prestaciones y reducir su consumo, generando menos emisiones nocivas al medio. Ante esta perspectiva, los imanes inyectados plásticos ganan protagonismo para afrontar estos nuevos retos, son mucho más ligeros, ofrecen gran resistencia estructural y frente a la corrosión, pueden fabricarse en cualquier tipo de forma permitiendo una construcción más eficiente, ahorrando espacio y sobre todo, poseen exactamente las características técnicas solicitadas por los ingenieros.


Aplicaciones prácticas en la industria del automóvil.


Abrir de forma remota las puertas del vehículo, bajar una ventanilla, la activación de la luz de cortesía de la guantera, el funcionamiento del sistema ABS, abrir el techo solar, utilizar sistema de control de crucero, aparcar usando el sistema 

aplicaciones de los imanes inyectados

autónomo, recibir parámetros de motor en la centralita, usar el freno eléctrico, el funcionamiento de los captores de posición, la detección del cierre del cinturón de seguridad y otras muchas funciones que habitualmente realizan los sistemas del automóvil son posibles gracias a estos imanes para automoción inyectados. Si bien, en la actualidad son muchas las aplicaciones de los elementos magnéticos inyectados en el automóvil, en el futuro se producirá un fuerte incremento de su instalación, ya que se espera la implementación de forma masiva de sistemas de conducción autónoma y el aumento de fabricación de vehículos híbridos y eléctricos.


Fabricación de imanes a la carta


El proceso industrial de inyección en plástico de materiales magnéticos permite elaborar piezas en cualquier forma, mientras sea posible construir un molde, incluyendo elementos flexibles, bandas y cintas magnéticas. Pero, aún más importante es la posibilidad de crear imanes con propiedades magnéticas personalizadas a requerimiento del cliente, pudiendo fabricarse imanes con unas características definidas para una determinada función. Las posibilidades son muy amplias pudiendo crearse piezas alto poder de atracción, propias de imanes de neodimio o elementos con leves campos e inducciones para obtener otros propósitos.


IMA es un fabricante de imanes y elementos magnéticos muy ligado al sector de la automoción y su empresa auxiliar, un proveedor fiable y valioso, muy a tener en cuenta para hacer realidad cualquier proyecto de fabricación de elementos magnéticos.